Muchas veces obviamos la importancia y la complejidad que puede tener traducir una página web. Siempre se peca de dos errores clásicos. Por un lado, considerar el ecosistema online como menos serio o profesional. Y, por el otro, no darle la suficiente relevancia al acto mismo de la traducción. Por eso, en esta ocasión queremos hablarte de por qué hay que dejar las traducciones en manos de profesionales.

Consulta Gratis Soluciones de traducción de Linguaserve

La importancia de traducir una página web

Hoy en día el tráfico web puede llegar desde diferentes puntos del globo. Y si, por ejemplo, tus contenidos son poco comunes es más que probable que buena parte de tu público potencial hable otras lenguas.

En este contexto, muchas empresas apuestan por el traductor automático de Google. Pero ¿qué sucede en estos casos? En líneas generales que el texto se traduce y se presenta de una forma muy torpe e inconexa, lo que produce una desconfianza natural hacia el mismo y termina provocando un rechazo inmediato por parte del público.

En definitiva, esta solución es un retroceso. Otro tanto pasaría con las traducciones que se llevan a cabo por personas sin experiencia real en el campo de la traducción. Al fin y al cabo, este no deja de ser un oficio, y es necesario conocer y comprender sus entresijos.

Una página web: la primera impresión

Tu página web es tu carta de presentación, tu saludo al mundo, el primer contacto directo con lo que te rodea. Por tanto, debe tener un aspecto profesional y ofrecer una imagen impecable. Esto también es algo que va a afectar directamente a los textos que se presenten.

Ponte en el caso de que tengas un ecommerce, y de que empieces a conseguir incrementar tus ventas online en diferentes partes del globo. Esto supondrá un plus a tu negocio, localizar nuevos targets interesados en tus productos. Sin embargo, para ello, debes poder ofrecer explicaciones detalladas de los productos, de las condiciones de venta y del resto de aspectos involucrados en la experiencia de compra. En consecuencia, vas a tener que disponer, sí o sí, de una página web bien traducida.

En el fondo se trata de una inversión muy rentable, ya que ganas en confianza, en fidelización y mejoras tu imagen de marca en el extranjero. Todo esto se traduce directamente en un aumento en tu porcentaje de ventas.

¿Qué sucede en el caso de que, por ejemplo, tu web sea informativa y no de venta online? También aquí una buena traducción resulta decisiva. Al fin y al cabo, los expertos no se constituyen tan solo en el ámbito local, también buscan transcender sus fronteras y posicionarse como referencia dentro de su ámbito internacional. Y una página web traducida correctamente te ayudará a ello.

En definitiva, traducir una página web es un trabajo que solo los expertos pueden llevar a cabo. Por eso, te animamos a que dejes siempre esta parte del proyecto en las manos de auténticos profesionales que te puedan aconsejar y guiar en cada tramo del proceso. Solo así lograrás el mejor resultado posible.

Asesoramiento branding

About the Author: Linguaserve

Linguaserve

¡Suscríbase aquí!

Publicaciones recientes

Síguenos en redes sociales