Hoy en día el mundo digital es una parte esencial nuestras vidas. El idioma no debería ser una barrera a la hora de expandir nuestro negocio internacionalmente, ya que existen soluciones tecnológicas que nos permiten acercarlo a cualquier mercado independientemente de su lengua.

Nuestro Director Técnico Giuseppe Deriard, experto en localización de contenidos web, nos muestra las cuestiones clave de esta técnica en la siguiente entrevista:

 

1. ¿Qué lleva a una empresa a recurrir a la localización web?

La transformación digital y las oportunidades que nos brinda Internet hacen que cualquier empresa pueda llegar a otros mercados, no solo locales, para promocionarse, informar o vender sus productos. Para eso la empresa necesita traducir y adaptar sus contenidos, gestionarlos y publicarlos en la Web, sistema de e-commerce o cualquier otro sistema en línea. Está demostrado que una buena traducción de los contenidos aumenta el valor de la información allí ofrecida, genera más confianza y permite ampliar el abanico de usuarios potenciales que puedan acceder y disfrutar de ese contenido y, en última instancia, mejora sus objetivos de negocio.

 

2. ¿Qué valor diferencial y qué beneficio conlleva una plataforma multilingüe para una empresa que quiere crecer internacionalmente?

Localizar contenidos de sistemas de información, web, apps o multimedia, supone más que traducir. Implica también una gestión eficiente y a menudo la automatización de los procesos de gestión, un tratamiento técnico de los formatos y una adaptación de los textos traducidos, tanto por cuestiones técnicas, como culturales o de variedad lingüística.

Consulta Gratis Soluciones de traducción de Linguaserve

Una plataforma multilingüe permite una gestión profesional, centralizada en su control, aunque distribuida y desatendida en su operativa, de todos los contenidos en los idiomas requeridos por el cliente. Su beneficio principal es la agilidad y el ahorro de tiempo en la gestión (automática o manual dependiendo del nivel de automatización de la plataforma), así como la reducción de errores derivados de estos procesos de las versiones localizadas de la Web.

 

3. ¿Cómo puede Linguaserve ayudar en este proceso?

Desde su inicio en el año 2000, Linguaserve ya estaba enfocado a la Sociedad de la Información Multilingüe y a lo largo de sus 20 años de existencia ha ido especializándose y evolucionando con la Transformación Digital en el tratamiento multilingüe de contenidos Web. Estos contenidos tienen características peculiares que los hacen especiales respeto a la traducción de documentos, ya sean generales o especializados (técnicos, legales, financieros o científicos).

La complejidad de formatos que hay tratar para lograr la correcta localización; la gran cantidad de archivos que componen las páginas y los productos que conforman la Web del cliente; el elevado número de lenguas de destino que a menudo hay que abordar de forma simultánea; la frecuencia de actualizaciones y la rapidez con la que hay entregar los contenidos para su carga y publicación multiidioma; y la gran variedad de tipología de contenidos, tanto genéricos como especializados, que hay que localizar y controlar garantizando su coherencia y calidad respecto de los contenidos originales hacen que solo empresas con capacidad y experiencia tecnológica, de gestión y traducción de contenidos resuelvan y aporten valor a los clientes para cubrir sus necesidades tanto actuales como a lo largo del tiempo. Linguaserve ayuda a sus clientes en todos estos aspectos de la cadena de valor.

 

4. ¿Qué momento es el indicado para realizar una localización web?

Cuando una empresa decide dar el salto a un entorno internacional o multilingüe siempre conviene contar desde un primer momento con una consultoría técnico-lingüística sobre la internacionalización y localización web. Aun así, si no fuese posible, se colabora con el cliente y con el integrador de la plataforma de gestión de contenidos para alcanzar a posteriori todos los objetivos de gestión y tratamiento de los contenidos multilingüe requeridos.

Como he mencionado, la localización web no es tan solo la traducir contenidos al final del proceso de una nueva web, sino que comporta funcionalidades, requisitos y procesos intrínsecos a la gestión de contenidos multilingües. Las empresas informáticas especializadas en la implantación de sitios Web no suelen disponer de metodologías, herramientas y equipo humano con la experiencia necesaria de los distintos aspectos de la localización de contenidos, más allá de lo que ofrecen las propias plataformas de gestión de contenidos, en las cuales sí están especializados en mayor o menor medida. Por ejemplo, hay varios aspectos de la logística de gestión de los contenidos, flujos de trabajo (workflows), interoperabilidad o estructura de datos que conviene afrontar desde el primer momento pues impactan en la base misma del sistema.

 

5. ¿Cómo se realiza el proceso de localización de una web?

Desde el primer momento es fundamental conocer bien los requisitos y objetivos del cliente. Es por esto por lo que las buenas prácticas aconsejan que el proceso de localización de una web se inicie con un primer contacto con el cliente para entender su realidad, necesidades, objetivos de negocio y evolución deseada, para adecuar los aspectos lingüísticos, técnicos y de gestión. La experiencia de Linguaserve en este tipo de servicios en diversos sectores de actividad, así como un análisis específico del sistema, contenidos y fines del cliente, permitirán diseñar un proyecto a la medida de este. La cantidad de lenguas y variedades que hay que traducir, las categorías de contenidos presentes, el estilo lingüístico y objetivos de comunicación que se quieren transmitir en cada lengua, el volumen de páginas o productos que se dan de alta periódicamente, las estructura o colecciones que se publican de forma recurrente, los volúmenes, etc. se tienen en cuenta para la propuesta.

Dicha propuesta contempla las soluciones técnicas, de procesos y automatización, tipos de contenidos, así como el plan de calidad lingüística y objetivos de comunicación, la planificación, el nivel de servicios teniendo en cuenta la cantidad de contenidos manejados en la actualidad y en el futuro, y los mecanismos de control de ahorro de costes más adecuados.

Así, en función del tipo de Web del cliente, su tecnología, la magnitud y del volumen de los contenidos generados (o modificados) se pueden implementar servicios tecnológicos como web services o interoperabilidad (GBC Server), proxy inverso o traducción y publicación multilingüe (ATLAS-RT) o el uso del portal cliente (GBC User), que permiten automatizar en mayor o menor medida la gestión y procesos de los contenidos multilingües, adaptándose a los clientes, tanto si son grandes corporaciones u organismos, como PYMES.

 

Asesoramiento branding

About the Author: Linguaserve

Linguaserve